Un remisero de Quilmes, identificado como Jorge Javier Ruda de 58 años, fue detenido luego de ser denunciado por una joven de haber abusado sexualmente de una amiga de ella durante un viaje realizado esta madrugada. Horas después de haber sido detenido fue liberado por orden de la fiscal.