jueves, 27 de julio de 2017

LA OBRA MÁS ESPERADA: EL MUNICIPIO DE QUILMES INAUGURA EL BAJO VÍAS DE BERNAL


Uno de los pilares del plan de Obras Quilmes 20/17

El intendente Martiniano Molina encabezará mañana el acto de inauguración de un cruce bajo vías clave para el distrito y para la región. La obra había arrancado en enero de 2014, pero al iniciarse la gestión de Molina estaba paralizada, con apenas el 35 por ciento realizado. Es el primero de los cuatro que se encuentran en marcha y que brindarán mejores condiciones de circulación, mayor seguridad vial y reducción de los tiempos de viaje, entre los principales beneficios. 


Tras años de demoras y con apenas un 35 por ciento de la obra realizada en diciembre de 2015, mañana el intendente de Quilmes, Martiniano Molina, encabezará el acto de inauguración del bajo vías de Espora en la localidad de Bernal. Se trata de una obra clave no solo para el distrito, sino también para la región porque permitirá mejorar la circulación y la seguridad vial, además de reducir considerablemente los tiempos de viaje.

La apertura de este nuevo paso bajo nivel, el primero de los cuatro que se encuentran en marcha, constituye uno de los pilares de la gestión Molina, que apenas asumió como jefe comunal se comprometió a reactivar este proyecto que los quilmeños esperaban desde hace más de tres años.

Al respecto, Molina aseguró tener “grandes expectativas” y remarcó que “el camino recorrido hasta llegar a esta instancia no fue sencillo”. En esa línea detalló: “En diciembre de 2015, cuando asumimos la gestión, recibimos la obra con un porcentaje de avance real del 35 por ciento. El trabajo estaba paralizado por falta de pagos, había un gran desorden administrativo e indefiniciones técnicas”.

“Gracias al trabajo del equipo técnico de la Secretaría de Obras Públicas y la colaboración de otras áreas municipales, se destrabaron cuestiones clave como los permisos para trabajos en vías, la aprobación de planos y la remoción de interferencias por parte de AySA. Además, se consiguieron acuerdos importantes con el ferrocarril y con el Ministerio de Transporte”, sintetizó el jefe comunal. 

Apenas asumido el cargo, el intendente se colocó a la cabeza de las gestiones dando inicio a un proceso de reordenamiento de la obra, que incluyó redeterminación de precios, readecuación del plazo y un nuevo contrato con la empresa, firmado en junio del año pasado. Hoy ya es una realidad, pero el arduo camino había comenzado mucho tiempo antes.
Cuatro nuevos bajo vías que cambiarán la región
Hasta diciembre de 2015 se habían construido, en toda la historia del distrito, cuatro pasos bajo vías en Quilmes. Durante la actual gestión, además de la inauguración del de Espora, ya se encuentran en marcha otros dos: el de Smith, en Ezpeleta; y el de José Ingenieros, en Don Bosco; y próximamente comenzarán las obras del tercero, de calle Las Heras, ubicado en el límite entre Quilmes y Bernal.
El primero, en la localidad de Ezpeleta, se ubica en el cruce Hernández-Smith, en una obra que comprende además la remoción de las interferencias correspondientes al ferrocarril y el ensanche de la calzada sobre Centenario. El de Don Bosco, por su parte, situado en el cruce José Ingenieros y Los Andes, comprende dos frentes, uno en sentido a capital y otro a La Plata. Esto permitirá un aumento de la conectividad en ambos sentidos de circulación. Respecto al de Las Heras-Lamadrid, ya se revieron los plazos de obra y se readecuaron los precios: se espera que, al concluirse, mejore la circulación en una calle importante que empalma con la ex Avenida Pasco, una arteria troncal que une Quilmes con Lomas de Zamora. 
Además de agilizar el tránsito y mejorar la conectividad entre las localidades quilmeñas, las obras constituyen un plan integral que beneficiará la conexión regional. El de Don Bosco está ubicado a menos de 1km del acceso sudeste, que se extiende entre las localidades de Wilde y Sarandí y desemboca en la autopista Buenos Aires-La Plata para ingresar a CABA. El de calle Smith, en Ezpeleta, agilizará el ingreso a la zona Este de la localidad, tanto para los vecinos del distrito como para los que lleguen desde la zona de Florencio Varela o Berazategui. 
El proceso, en pocas líneas
En agosto de 2013 el Municipio de Quilmes llama a licitación para la realización de la obra “Cruce bajo nivel calle Espora y vías del ex ferrocarril Gral. Roca".
· En enero de 2014 se adjudica y comienzan los trabajos. Se estableció un plazo de obra de 600 días corridos. 
· En junio de 2015 se readecuó el plazo de obra debido a la necesidad de remover una cantidad importante de interferencias. Se estipuló un plazo de 90 días corridos.
· En diciembre de 2015 Martiniano Molina asume la intendencia y se encuentra con apenas el 35 por ciento de la obra realizada, sin permisos de ocupación de vías ni planos de remoción de cañerías aprobados.
· En junio de 2016, el Municipio junto con la empresa vuelven a conveniar una readecuación de plazos y se reinicia la obra. 
· Entre agosto y octubre, los trabajos avanzan rápidamente, con el montaje de los puentes definitivos de hormigón. 
· En diciembre el Municipio firma un convenio con el Ministerio de Transporte de la Nación, en el marco del Plan de Mejora de Infraestructura Vial para Transporte Público. Se establece un monto total de $119.000.236 en concepto de redeterminación de precios y adicionales de obra.
· En mayo de 2017 finalizó la remoción de cañerías de AySA y el 10 de junio culminaron los trabajos de excavación.
· En junio de este año culminaron los trabajos de excavación.
· El 28 de julio el Paso Bajo Vías quedará abierto al público con todos los beneficios ya descriptos.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario