lunes, 4 de noviembre de 2019

TRABAJADOR DESPEDIDO AMENAZA CON PRENDERSE FUEGO EN EL PALACIO MUNICIPAL


Junto con Carlos, quien habló esta mañana con En La Mira mientras el intendente ignoraba el pedido de audiencia de su esposa, son alrededor de 200 los trabajadores de la municipalidad de Avellaneda que quedan en la calle precisamente luego de que Ferraresi fuera reelegido con más del 60% de los votos.

Carlos habló con En La Mira desde el Palacio Municipal, donde esperaba junto a su esposa la llegada del intendente Jorge Ferraresi para plantearle el reclamo por su despido. Ante la rauda entrada del funcionario, que evitó toda interacción, el trabajador despedido anunció: "Si el tipo no me reincorpora al trabajo, yo mañana me prendo fuego adentro del palacio municipal".

ABANDONADO
Ante una situación alevosamente injusta, la representación sindical del trabajador municipal de Avellaneda (SUMA, aliada al ferraresismo), también se hace la distraída: "Los del sindicato me dijeron que entre lunes y martes me decían que iban a ver qué podían hacer". A Carlos no le llegó ningún telegrama, el despido le fue comunicado personalmente por personal de intendencia y días después le fue alcanzada una copia del documento, cuyo domicilio era erróneo.

"UN INTENDENTE CON CONCIENCIA DE CLASE"

RECURSOS ¿HUMANOS?
Mientras se iba desarrollando la entrevista con En La Mira, ante la indiferencia de Jorge Ferraresi, Carlos tuvo unas palabras con Fabián Monzón, subsecretario de Recursos Humanos. "Me dijo que Ferraresi me había confiado un trabajo y yo no le cumplí y que no me van a renovar ningún contrato ni nada".

SIN RESPUESTA
Carlos es víctima de una decisión injusta, arbitraria y absurda: "¿Sabés cuánta gente no labura e igual cobra en la municipalidad?". Y su situación económica es angustiante porque el sueldo que cobraba era exiguo: "A mí dentro de tres días se me termina el efectivo. ¿Qué hago cuando mi hijo me diga que tiene hambre?".


SIN ÁNIMO DE SOLUCIONAR
El vecino no confía en la buena fe y voluntad de las autoridades municipales: "Una vez pedí por abogado una reunión urgente con el intendente. Y pasaron dos años y sigo esperando".

FUEGO
Ante un panorama desesperante, a pesar de los esfuerzos del plantel de En La Mira por disuadirlo de cualquier acción violenta de consecuencias trágicas, el vecino reiteró su amenaza: "No es la solución pero el plato de comida igual no lo tengo".

Escuchá aquí la entrevista completa:

No hay comentarios.:

Publicar un comentario